Maia y Horacio son una pareja de vecinos con emprendimientos de gastronomía en la costa argentina, aunque buscaban construir una propuesta cerca de su hogar. Ambos solían cenar en Tutti a Tavola, y gracias a una oportunidad, tuvieron la posibilidad de comprar el lugar que tanto disfrutaban visitar. “Francisco, el anterior dueño, justo estaba en un momento en el que quería hacer un cambio. Todo se unió y así arrancamos con Tutti”, aseguran.

Al comienzo del proyecto fue fundamental construir un buen equipo. Maia resalta: “La reapertura fue un desafío, pero nos encontramos con un grupo de gente muy formado, con chicos que trabajan juntos desde hace bastantes años”. Por eso, ella destaca que todas las personas que integran el local tienen un rol central. La chef, Yaneth Acuña, cuida con maestría que los sabores se mantengan fieles a los originales, y por eso creó una carta que recupera los platos típicos de Italia. Jorge Contincello, el arquitecto a cargo, se ocupó de importar la ambientación directamente desde Milán y adornó el local con colores y materiales que remiten a su origen. Además de un salón principal y otro VIP, el local ofrece mesas en boxes en el interior y mesas de a dos en el exterior, como en las pintorescas veredas italianas.

De esta manera, todo el equipo trabaja para que Tutti a Tavola sea una experiencia global: “Queremos que el comensal pueda viajar con los sentidos, recordar su último paso por Italia desde el antipasti, el plato principal, siguiendo por el vino y el postre”. Maia afirma: “Tutti empezó hace pocos meses con este nuevo formato, y es algo que va a madurar. Es un proyecto vivo, cada temporada se renueva la carta, siempre estamos investigando para poder hacer una nueva apuesta en la mesa”.

¿Qué innovaciones introdujeron en Tutti?

Tutti a Tavola quiere decir “todos a la mesa”. Nos gusta el concepto de un espacio que invita al encuentro y queremos mantener ese espíritu. En cuanto a la estética, el lugar era muy tradicional. Buscamos continuar con esa impronta, pero con un estilo contemporáneo. En el menú incorporamos un toque casero al producir nuestras propias pastas y el helado.

¿Cuál fue la reacción de la gente frente a la reapertura?

Fue excelente, la gente de Nordelta es muy amable y de a poco nos fuimos conociendo. Hay clientes que vienen desde hace muchos años, conocen a los mozos y ellos ya saben cómo servirles los platos teniendo en cuenta sus gustos y preferencias.

¿Cómo es vivir y trabajar en Nordelta?

Vivir y trabajar en Nordelta es un placer. Es una zona en la que me siento muy cómoda, no lidio con el tránsito, tengo el colegio de mis hijas a solo cinco minutos, y hasta me animé a moverme en moto. Siento que puedo disponer de mucho más tiempo al encontrarme tan cerca, aunque muchas veces me cuesta poner límite al horario de trabajo. Siempre que paso por el centro comercial, aunque sean las once de la noche, bajo un segundo para ver cómo está todo antes de llegar a casa.

¿Qué destacás de Tutti?

Creemos que Tutti a Tavola no es simplemente una parada, sino que es un destino. Ofrecemos una experiencia. Es una bendición poder recibir a alguien que ha estado en Italia y que se sorprenda al encontrar acá productos, sabores e ingredientes auténticos. Hace poco una familia nos felicitó y nos dijo que ese tipo de helado solo lo habían probado en Italia.

El trabajo gastronómico suele ser muy demandante y además sos madre. ¿Cómo administrás tu tiempo?

No te voy a mentir, es complicado. La gastronomía es absorbente, y más en un país en el que tenés que estar con el ojo afilado en todos los sectores, pendiente de los cambios constantes. Yo creo que la clave para toda madre emprendedora es tener un buen equipo de trabajo en el que se pueda delegar, confiar y crecer juntos. Tanto en el trabajo como en casa, es importante tener personas de confianza que te ayuden con ambas tareas, y que una sepa que las cosas se están haciendo de la mejor manera posible.

¿En quiénes delegás las distintas tareas?

En mi caso, en Tutti cuento con la encargada Marcela; con Vane, mi mano derecha, y obvio con Yaneth, la chef. Son tres mujeres imprescindibles para que las cosas salgan bien. En casa, por suerte, contamos con el apoyo incondicional de los abuelos que disfrutan de sus nietas tanto como ellas de su compañía. En esos momentos es cuando más tranquila estoy.

¿Cuál es el próximo paso?

Nuestra primicia es un servicio que se llama “Tutti a casa”, para que puedas llevarte los sabores del restaurante a tu hogar. Está pensado para quien cuenta con poco tiempo pero quiere comer un plato rico. Además, para los clientes que ya tienen su corazón con nosotros vamos a crear tarjetas a través de las cuales podrán acumular puntos para tener beneficios y descuentos.

Yaneth Acuña, chef de Tutti a Tavola

¿Qué cambios encontramos en la carta?

Nuestra idea era exprimir lo más italiano y llevarlo a la carta, por eso contamos con los platos típicos. La gran incorporación es la pasta fresca, además del armado artesanal tanto del helado como de la pasta. Sin embargo, busqué que haya un gran surtido de opciones, por lo que contás con pescados, ensaladas y carnes.

¿Qué buscás ofrecerle al público a través de tu cocina?

Que sientan que están en Italia. Tardo mucho tiempo en armar el menú y priorizo ofrecer salsas simples, pero con mucho sabor.

¿Cuál es tu plato favorito?

Spaghetti alioli peperoncino es un plato que no está en la carta, pero la gente puede pedirlo e incluso armar su plato.

¿Cuáles son tus recomendaciones para el verano?
• Ensalada con pasta seca Fusilli o la Ensalada del chef.
• Fusilli lunghi alla amatriciana.
• De postre, la copa Tutti de pistacho o mascarpone.

Chiara Lauria

 

 

Abierto todos los días, de 11.30 al cierre.
Centro Comercial Nordelta:
Av. De los Lagos 7010, Nordelta

CONTACTO
Información y reservas: 4871-6064
Mail: info@tuttiat.com
Web: www.tuttiat.com
Facebook / Instagram: tuttiatavola
Las reservas pueden realizarse vía web,
por teléfono o a través de Restorando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Tapas, mercados y recuerdos culinarios

Por Gisela Gallego El tapeo, esa forma peculiar de comer parados, habilitando charlas con …