Hoy se celebra el Día Internacional de la Mujer. En estos tiempos podemos decir que las mujeres estamos en una mejor situación (en algunos aspectos) que en el pasado, gracias a nuestras antecesoras, quienes lucharon por conseguir nuestros derechos, y a nuestras contemporáneas, quienes seguimos peleando por la igualdad y dignidad.

Para entender cómo llegamos a este punto en la historia, debemos retroceder y ver los cambios que se produjeron desde el principio.

El 8 de marzo de 1875, 129 mujeres murieron en un incendio en la fábrica de textiles Cotton, en Nueva York, después de declararse en huelga con permanencia en su lugar de trabajo. El motivo era la búsqueda de una reducción de jornada laboral a 10 horas, un salario igual al que percibían los hombres que hacían las mismas actividades (las mujeres cobraban menos de la mitad) y las malas condiciones de trabajo que padecían. El dueño de la fábrica ordenó cerrar las puertas del edificio para que las mujeres desistieran y abandonaran el lugar, pero el resultado fue otro.

Este hecho motivó a que las trabajadoras fundaran el primer sindicato femenino.

El origen del Día de la Mujer se da en 1909, primer año en que se celebró. Mujeres del partido socialista lo organizaron en Nueva York. El evento congregó a más de 15.000 mujeres en una marcha por la ciudad, exigiendo una reducción de la jornada laboral, mejores salarios y derecho al voto.

En 1910 se celebró la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas en Copenhague, Dinamarca, en donde se designó el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer Trabajadora. El objetivo era promover la igualdad de derechos y el sufragio universal. Paralelamente, en España se permitió el acceso a la universidad en igualdad de condiciones, bajo ordenanza de la realeza.

Con la fecha ya fijada, en 1911 se celebró el primer Día Internacional de la Mujer Trabajadora, aunque en Alemania, Austria, Dinamarca y Suiza se celebró el 19 de marzo. Unos días después, el 25 de marzo, un nuevo incendio en Nueva York acabó con la vida de 140 mujeres mientras trabajaban. Esto provocó una mayor presión social para cambiar la legislación vigente por aquel entonces a condiciones más igualitarias.

En Argentina, el 11 de noviembre de 1951 se realizaron las elecciones presidenciales por las cuales Juan Domingo Perón resultó electo para su segunda presidencia. Ese día miles de mujeres concurrían por primera vez a ejercer su derecho al voto. El 90% del padrón femenino concurrió a sufragar.

La Asamblea General de las Naciones Unidas declaró en 1972 que en 1975 sería el Año Internacional de la Mujer, año en que celebraron el Día Internacional de la Mujer, por primera vez, el 8 de marzo. Esto fue un reconocimiento a los 25 años de trabajo de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, que luchó por eliminar la discriminación de género en 1967. Además, Naciones Unidas incluyó en los objetivos del segundo decenio la plena integración de la mujer.

Más cerca en el tiempo, en 1977, la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) designó oficialmente el 8 de marzo el Día Internacional de la Mujer. En el 2011 se celebró el centenario del día, con la proposición de Igualdad de Género y el Empoderamiento de la Mujer (ONU mujeres).

El 3 de junio de 2015, en la Plaza del Congreso, en Buenos Aires y en cientos de plazas de toda Argentina una multitud de voces, identidades y banderas dieron lugar al movimiento Ni Una Menos, siendo el comienzo de un camino nuevo en la lucha contra la violencia de género.

Como podemos observar, la intención de todos los grupos, asambleas y conferencias siempre fue la igualdad. En varios casos se lograron los objetivos planteados, como en la remuneración, el espacio de trabajo y el voto.

Pero, a pesar de estos triunfos, quedan por eliminar otros aspectos quizás un poco más difíciles de afrontar. Y esto no sólo significa la pelea constante de las mujeres, sino también la de toda la sociedad por conseguirlo.

Debemos hacer desaparecer el modelo de mujer perfecta en la sociedad patriarcal en la que vivimos. Como dice Beta Suárez, autora de Las Madres Tenemos Derechos: “Ser mujer es mucho más que usar corpiño, tener el ciclo y maquillarte un poco cuando podés. Ser mujer no tiene nada que ver con usar pollera o con hacer la comida. Mucho menos con planchar, limpiar o lavar […]”.

Debemos terminar con la diferenciación cultural-valorativa, con normas sociales que privilegian los rasgos asociados con la masculinidad, devaluando la feminidad. Esto se representa en los estereotipos más comunes como los que muestran los medios de comunicación o los grupos sociales.

Debemos expandir las posibilidades a las que deberían tener acceso todas las mujeres, dejando de lado la discriminación laboral y sobretodo el “ideal” de hombres proveedores y mujeres amas de casa. Asimismo, debemos aceptar los nuevos modelos familiares, como las familias monoparentales (que en su mayoría son conducidas por mujeres), las unipersonales y las reconstruidas.

Debemos integrar a las mujeres cualquier sea su orientación sexual, a las que deciden ser mujeres por decisión propia, a las que deciden ser madres o no.

Debemos exterminar la violencia de género, los abusos, los maltratos verbales y físicos, las incomodidades.

Debemos proveer educación para todos de la máxima calidad posible para un mejor entendimiento de los problemas en la sociedad universal, y para así poder combatirlos de la manera más inteligente y civilizada.

Sería espectacular poder hablar de nuevas victorias dentro de unos años. Que sigamos sumando heroínas y héroes a la historia de la igualdad.

Emilia Chávez

Algunas canciones para escuchar:

  • Nancy Sinatra – These Boots Are Made for Walkin’ (single, 1966)
  • No Doubt – Just a girl (Tragic Kingdom, 1995)
  • Bikini Kill – Rebel Girl (single, 1993)
  • Alanis Morrissette – Hand In My Pocket (Jagged Little Pill, 1995)
  • Nirvana – Polly (Nevermind, 1991)
  • Lady Gaga – Born This Way (Born This Way, 2011)
  • Florence + The Machine – Shake It Out (Ceremonials, 2011)
  • Lesley Gore – You Don´t Own Me (Lesley Gore Sings Of Mixed-Up Hearts, 1963)
  • Aretha Franklin – Respect (She´s So Unusual, 1983)
  • So What – P!nk (Funhouse, 2008)

Algunas pelis para ver:

  • Kill Bill Vol. I – II (2003-2004) Director: Quentin Tarantino
  • Frida (2002) Directora: Julie Taymor
  • Breakfast at Tiffany´s (1961) Director: Blake Edwards
  • Captain Marvel (2019) Directores: Anna Boden, Ryan Fleck.
  • Gravity (2013) y Roma (2018) Director: Alfonso Cuarón
  • Mad Max: Fury Road (2015) Director: George Miller
  • The Help (2011) Director: Tate Taylor
  • Mona Lisa Smile (2003) Director: Mike Newell
  • Thelma And Louise (1991) Director: Ridley Scott

Referencias:

www.cultura.gob.ar

www.billboard.com.ar

www.mujerhoy.com

www.niunamenos.com.ar

Contacto:

@emiliaxchavez

e.michav@hotmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Vacaciones de invierno 2019. Vení a divertirte con los talleres Matilda.

Nordelta Centro Comercial Remeros Plaza …