Primer concierto 2019 en Parroquia Sagrada Familia, Nordelta.

Programa: 

“Marche y Galop” de la suite op.22 Jeux d enfants de George Bizet.

“Concierto Barroco” para guitarra y Orquesta de Roberto Luvini. Solista Mariano Fraga

“Emperador” Concierto n° 5 op. 73  para piano y orquesta, de Ludwig Van Beethoven. Solista Lorena Eckell.

Después de muchos preparativos, realizados por el equipo de la Parroquia con la ayuda del Maestro Roberto Luvini, quién facilitó los contactos para concretar el alquiler y traslado de un piano de concierto, hecho inédito en nuestra iglesia, el 18 de mayo finalmente se realizó el esperado concierto que llamamos Emperador.

La Inmobiliaria amiga Gabriela Iglesias y algunos aportes particulares hicieron posible este magnífico comienzo.

Para la celebración de la Misa se debió despejar todo el espacio entre el presbiterio y los bancos, espacio donde luego debería ubicarse el piano y la orquesta. Así, al terminar la misa y con buena parte del público en sus asientos, se realizó el traslado del piano hasta ocupar el eje de la iglesia y rodeándolo, las sillas, atriles e instrumentos de la orquesta a los lugares predefinidos el Director de la Orquesta.

El concierto guardó, hasta el final, esa característica de cercanía con el público que vivió todos los preparativos, normalmente ocultos tras el telón. Más aún, cuando todo estuvo listo, la música comenzó con los músicos rodeados y apenas separados del público. La acostumbrada visión de una orquesta sonando sobre un escenario, generalmente lejano, se trastoco con esta cálida cercanía.

Después de las presentaciones y recomendaciones habituales, comenzó el concierto con una obra de Bizet, joven y genial compositor al que todos conocemos gracias a su ópera Carmen, fue como Mozart o Mendelssohn otro de esos niños prodigios de la música y como ellos también murió muy joven y sin conocer el éxito. En 1871, cuatro años antes de su muerte. George Bizet nostálgico y recordando los juegos de su infancia compone esta suitte que aparece como una obra de música clásica para niños, ligera y juguetona, en la que la orquesta arranca sus primeros aplausos con su  interpretación.

A ella siguió Concierto Barroco para guitarra y orquesta que compusiera el propio Roberto Luvini y que fue seguido con atención por el público y celebrado por cálidos aplausos para su autor y para el excelente solista que nos hizo disfrutar del sonido de una guitarra tocada con maestría.

Llegó la obra de cierre, el piano se ubicó en el centro de la escena y la joven concertista Lorena Eckell, una de las pianistas destacadas en toda Latinoamérica y que se ha presentado en muchos escenarios de américa y Europa, fue recibida por cálidos aplausos.

Ludwig van Beethoven compone su obra El Emperador a partir de 1809 con su país en guerra y Viena bombardeada. Recién en 1812 la obra es estrenada en Leipzig.

El Concierto nº5 para piano de Beethoven rompió del todo con el género habitual del concierto y la obra no se concibe única y exclusivamente para resaltar la virtuosidad del solista, sino que más bien se trata de una sinfonía con la participación de un piano. Desde las primeras notas Beethoven rompe con las normas dejando la introducción al piano que preludia largamente como si improvisara. Sus partes son:

  1. Allegro

Está escrito siguiendo la forma sonata, con tres temas. Los dos primeros temas son introducidos por la orquesta en la exposición, pero al final de la segunda exposición el piano presenta un virtuoso y triunfante tercer tema.

  1. Adagio un poco mosso

El segundo movimiento posee un gran lirismo, y es sin duda el más conocido de los tres movimientos. El tema es introducido por la orquesta, a lo que sigue la exposición pianística. El tema se repite en tres ocasiones con distintas variaciones. La coda termina introduciendo, lentamente, el tema principal del tercer movimiento.

III. Rondo: Allegro

El tercer movimiento sigue ininterrumpidamente al segundo y es un típico rondó italiano. El tema principal es interpretado por el piano y luego respondido por la orquesta. Escalas en el piano introducen el segundo tema, que también es respondido por la orquesta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Eduardo Costantini visitó La Casa de la Fundación Nordelta